RSS

Informe 7-2012

DICTAMEN: 7/2012
ORGANISMO: Dir. Téc. Trib. DPR Bs. As.
FECHA: 14/02/2012

 

Transmisión gratuita de bienes. Constitución de una servidumbre gratuita para agua

Se consulta sobre la procedencia del pago del impuesto a la transmisión gratuita de bienes, con respecto a una constitución de servidumbre de sacar agua. Donde el derecho real se otorga de manera gratuita a favor de un sociedad anónima, sin establecerse un plazo de duración determinado, e indicando que la servidumbre quedará automáticamente extinguida si el fundo dominante dejará de ser propiedad de la sociedad con sus actuales accionistas.

Para definir su tratamiento se remite al actual artículo 307 del Código Fiscal, donde se establece: “El impuesto a la transmisión gratuita de bienes alcanza al enriquecimiento que se obtenga en virtud de toda transmisión a título gratuito, incluyendo: a) las herencias; b) los legados; c) las donaciones; d) los anticipos de herencia; e) cualquier otra transmisión que implique un enriquecimiento patrimonial a título gratuito”.

Asimismo, se recuerda que la servidumbre es un derecho real sobre un inmueble ajeno, en virtud del cual se puede usar de él, ejercer ciertos derechos de disposición, o bien impedir que el propietario ejerza algunos de sus derechos de propiedad (cf. art. 2970, CC).

En función de ello, la dirección estima estar frente a una servidumbre personal, máxime teniendo en cuenta que el artículo 3104 del Código Civil establece: “La servidumbre de sacar agua de la fuente, aljibe, o pozo de un inmueble ajeno, se reputa personal en caso de duda…”. Asimismo, en razón del carácter subjetivo del ente a cuyo favor se constituye el derecho del caso, y las previsiones contractuales proyectadas, se impone tomar como plazo de duración del mismo, el término de 20 años establecido en el artículo 3004 del Código Civil.

En definitiva, para el Fisco, trasunta el acto examinado un acrecentamiento gratuito del patrimonio del sujeto a favor de quien se constituye el derecho de servidumbre, en tanto que a partir de dicho momento su fundo (dominante) contará con un molino proveedor de agua. Y esto será así, en la especie, como se establece expresamente en la escritura, aun en el caso de arrendarse el predio dominante.

Se advierte que en esta instancia de razonamiento no puede soslayarse que las servidumbres, cuando son gratuitas, se rigen por las disposiciones relativas a las donaciones (cf. art. 2992, CC), aspecto este que resulta de relevancia a la hora de encuadrar el particular a la luz del gravamen que nos ocupa.

Por las razones expresadas, se resuelve que el acto tratado se encuentra alcanzado por el impuesto a la transmisión gratuita de bienes, en el marco de lo establecido en el inciso e) del artículo 307 del Código Fiscal, t.o. 2011, que dispone gravabilidad de toda otra “…transmisión que implique un enriquecimiento patrimonial a título gratuito”.

En lo concerniente a la base de imposición del gravamen, se dispone que debe aplicar el actual artículo 315 del Código Fiscal: “Otros bienes no comprendidos en los incisos precedentes: al último valor de cotización o el último valor de mercado a la fecha del hecho imponible. De no existir los citados valores se efectuará tasación pericial”.

Asimismo se señala lo previsto por el artículo 9 decreto 63/2011 “a efectos de lo previsto en el citado inciso 23) se entenderá por valor de cotización el valor de mercado, cuyo monto deberá ser declarado por el obligado”.

Sentado ello se advierte que el contribuyente del caso (propietario del fundo dominante) deberá, teniendo en cuenta el valor agregado que le otorga la servidumbre a su fundo, por el plazo de 20 años, declarar el valor del derecho otorgado y abonar -en caso de sobrepasar el mínimo no impo nible previsto legalmente- el impuesto en cuestión.

 

INF. (DTT DPR BS. AS.) 7/2012 – 14/2/2012

Informe (DTT – DPR Bs. As.) 7/2012

 

INFORME: 7/2012
ORGANISMO: Dir. Téc. Trib. DPR Bs. As.
FECHA: 14/02/2012

 

TEMA

Impuesto a la Transmisión Gratuita de Bienes. Constitución de servidumbre de sacar agua.

DIRECTOR EJECUTIVO

Visto las presentes actuaciones iniciadas por un notario con matricula en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, se informa lo siguiente:

ANTECEDENTES

La consulta efectuada se refiere a la procedencia del pago del Impuesto a la Transmisión Gratuita de Bienes, con respecto a una constitución de servidumbre de sacar agua.

Al respecto, se acompaña copia de la escritura constitutiva de servidumbre, de la cual se desprende que el derecho real se otorga de manera gratuita a favor de un sociedad anónima, sin establecerse un plazo de duración determinado, e indicando que la servidumbre quedará automáticamente extinguida si el fundo dominante dejara de ser propiedad de la sociedad con sus actuales accionistas.

TRATAMIENTO

El artículo 92 de la Ley Nº 14044, texto según Ley Nº 14200 (actual art. 307 del Código Fiscal T.O. 2011), establece: “El impuesto a la Transmisión Gratuita de Bienes alcanza al enriquecimiento que se obtenga en virtud de toda transmisión a título gratuito, incluyendo:

a) Las herencias;

b) Los legados;

c) Las donaciones;

d) Los anticipos de herencia;

e) Cualquier otra transmisión que implique un enriquecimiento patrimonial a título gratuito”.

Considerando el marco normativo precedentemente transcripto, corresponde en esta instancia examinar el supuesto autorizado por el notario consultante.

Al respecto, debe recordarse que la servidumbre es un derecho real sobre un inmueble ajeno, en virtud del cual se puede usar de él, ejercer ciertos derechos de disposición, o bien impedir que el propietario ejerza algunos de sus derechos de propiedad (cf. art. 2970 del Cód. Civil). Presupone, necesariamente, la existencia de dos inmuebles, uno que soporta la carga que se denomina “fundo sirviente”, y otro que se beneficia con ella, sea directa o indirectamente, que se denomina “fundo dominante”.

Las servidumbres pueden ser clasificadas –entre otras formasen reales y personales.

Es real cuando la utilidad que procura al fundo dominante beneficia directamente a la heredad misma, con independencia de la persona de su propietario. En estos casos resulta inherente a los fundos dominante y sirviente, y se transmite juntamente con el bien, sea por actos entre vivos o por causa de muerte.

Por el contrario, la servidumbre es personal cuando, directamente, procura una utilidad a la persona del propietario del fundo dominante, quien desde ese fundo obtendrá la utilidad que le reporta la servidumbre. Se extingue con la muerte del titular y, si el derecho se ha conferido a una persona jurídica dura veinte años (cf. art. 3004 del Código Civil).

En el presente caso, y no obstante la tipología consignada en el acto acompañado, habiéndose establecido el derecho en favor de una persona jurídica, indicando que la servidumbre quedara automáticamente extinguida si el fundo dominante dejara de ser propiedad de la sociedad con sus actuales accionistas, estima esta dependencia estar frente a una servidumbre personal, máxime teniendo en cuenta que el artículo 3104 del Código Civil establece: “La servidumbre de sacar agua de la fuente, aljibe, o pozo de un inmueble ajeno, se reputa personal en caso de duda…”. Además, en razón del carácter subjetivo del ente a cuyo favor se constituye el derecho del caso, y las previsiones contractuales proyectadas, se impone tomar como plazo de duración del mismo, el término de 20 años establecido en el artículo 3004, también del citado ordenamiento de fondo.

Expuesto lo que antecede, es indudable que la constitución de la servidumbre del caso viene a implicar que el propietario del fundo dominante podrá ejercer facultades de goce sobre el fundo ajeno (sirviente).

En definitiva, trasunta el acto examinado un acrecentamiento gratuito del patrimonio del sujeto a favor de quien se constituye el derecho de servidumbre, en tanto a partir de dicho momento su fundo (dominante) contará con un molino proveedor de agua. Y esto será así, en la especie, como se establece expresamente en la escritura, aún en el caso de arrendarse el predio dominante.

En esta instancia de razonamiento, no puede soslayarse que las servidumbres, cuando son gratuitas, se rigen por las disposiciones relativas a las donaciones (cf. art. 2992 del Cód. Civil), aspecto este que resulta de relevancia a la hora de encuadrar el particular a la luz del gravamen que nos ocupa.

Por las razones expresadas, el acto tratado se encuentra alcanzado por el Impuesto a la Transmisión Gratuita de Bienes, en el marco de lo establecido en el inc. e) del artículo 307 del Código Fiscal t.o. 2011 que dispone gravabilidad de toda otra “… transmisión que implique un enriquecimiento patrimonial a título gratuito”.

Definido lo anterior, en lo concerniente a la base de imposición del gravamen, debe traerse a colación lo establecido por el artículo 315 del Código Fiscal t.o. 2011, el cual expresa respecto de la forma de determinar el valor de los bienes, en su inciso 23, lo siguiente: “Otros bienes no comprendidos en los incisos precedentes: al último valor de cotización o el último valor de mercado a la fecha del hecho imponible. De no existir los citados valores se efectuará tasación pericial”.

Por su parte el Decreto N° 63/11, reglamentario del tributo tratado, establece en el artículo 9 primer párrafo que, a efectos de lo previsto en el citado inciso 23 se entenderá por valor de cotización el valor de mercado, “cuyo monto deberá ser declarado por el obligado”.

Sentado ello deberá el contribuyente del caso (propietario del fundo dominante), teniendo en cuenta el valor agregado que le otorga la servidumbre a su fundo, por el plazo de 20 años, declarar el valor del derecho otorgado y abonar -en caso de sobrepasar el mínimo no imponible previsto legalmen-te- el impuesto en cuestión.

Al respecto cabe aclarar que, aun después de abonado el impuesto podrá esta Agencia, si lo considerare pertinente, requerir la presentación de documentación respaldatoria, el aporte de todo elemento probatorio que estime corresponder, o efectuar la tasación de los bienes objeto de la transmisión gratuita, a los fines de verificar lo declarado por el contribuyente (cf. art. 9 segundo párrafo y 10 del Decreto N° 63/11).

CONCLUSIÓN

Se concluye de todo lo expuesto que la constitución del derecho de servidumbre traída a consideración, se encuentra gravada por el Impuesto a la Transmisión Gratuita de Bienes de conformidad a lo establecido en el artículo 307 inc. e) del Código Fiscal t.o. 2011.

Respecto de la base imponible y liquidación del tributo, debe estarse a las previsiones establecidas en los artículos 315 inciso 23 del citado ordenamiento, y en el artículo 9 del Decreto Nº 63/11 reglamentario del gravamen, resultando obligación de la empresa beneficiaria declarar el valor correspondiente.

V° B° DIRECTOR EJECUTIVO

14 / 02 / 12.-

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

38.893 Spam Comments Blocked so far by Spam Free Wordpress